CHI-ISHI 気 石 (Piedra de Potencia)

Los dibujos de las páginas que siguen están basados en los hechos por Hugo Castro para una serie de publicaciones informales que Osensei Juan Carlos Rodriguez distribuyó en 1988 entre algunos de sus alumnos.

El CHI- ISHI es una herramienta de carga que trabaja por momento de inercia y momento angular.

Similar a una mancuerna a la que le falta uno de los discos, la altura de su cabo produce un desbalance de efecto sorprendente sobre los músculos del antebrazo, brazo y hombros. Pronadores, supinadores, flexores de los dedos y mano, biceps y triceps, actúan al unísono en los distintos ejercicios. Sin embargo dorsales, trapecios y deltoides adquieren protagonismo en muchos de los trabajos que mostraremos a continuación. Chi-Ishi es un ejercicio completo para tren superior.

Chi-Ishi

Chi-Ishi es una herramienta indispensable para el desarrollo de la resistencia a la fuerza y el KIME del tren superior.

KIME

El Kime no es ni más ni menos que una de las formas que adopta la capacidad Potencia, es decir máxima fuerza en un breve intervalo de tiempo.

El peso del CHI-ISHI debe guardar estrecha relación con:

  • el peso del karate-ka
  • su habilidad motora
  • su fuerza física
  • su nivel de entrenamiento
  • su conocimiento de la técnica específica
  • su predisposición

La elección de esta herramienta no debe ser solo una cuestión de peso. Su desequilibrio como ya dijimos, produce un momento de inercia función del cuadrado del largo del cabo de sujeción. Esto hace que con solo 5 kg de peso y 50 cm de altura si no se supervisan correctamente los ejercicios, las fuerzas que se requiere para moverlo den como resultado la deformación de la técnica y a continuación, como hemos advertido: la lesión muscular. En general, los músculos menos fuertes de la cadena muscular, serán aquellos que primero se resientan.

Nuestra experiencia indica que la medida de un CHI-ISHI para un iniciado (mayor de edad y de más de 70 kg de peso corporal) debe rondar los 3 kg con un mango de 40 cm. Estos valores pueden ir incrementándose una vez aprendida la técnica específica, hasta poder trabajar con un CHI_ISHI de 8 kg y 50cm hasta el grip de sujeción. Más peso resulta de poca utilidad ya que esta herramienta no fue diseñada para trabajar sobrecarga. Evidentemente una solución de compromiso es hacerlos de 5kg y 50cm de altura, sugiriéndole al entrenado tomas de sujeción a distintas alturas según sus posibilidades y según el ejercicio.

Vale la pena volver a destacar que con solo 5 kg de peso y 50 cm de altura, si no se supervisan correctamente los ejercicios, la fuerza que se requiere para mover un Chi-Ishi, derivará en lesión muscular.

EJERCICIO Nº 1

Desde Hachiji Dachi se toma el CHI-ISHI y se lo gira 180º hasta que el contrapeso quede a la altura de la cara. En este mismo momento se adopta Shiko Dachi y se realiza Kime, con una rápida exhalación sosteniéndolo fijamente en vertical, durante un instante.

Se relaja y se deja caer el CHI-ISHI hacia el lado opuesto como en un péndulo invertido donde el centro de  masa está arriba, hasta que vuelve a quedar en vertical, al tiempo que volvemos a adoptar Hachiji Dachi. A partir de aquí el ejercicio es cíclico.

Ejercicio n° 1 Chi-Ishi 9 kg y 66 cm de altura

EJERCICIO Nº 2

Desde Hachiji Dachi se deja caer el CHI-ISHI hacia adelante y hacia afuera al tiempo que se supina el antebrazo y se lo flexiona hasta dejar la base de la herramienta por detrás de la espalda y debajo del hombro.

Desde aquí y con la fuerza de los extensores del antebrazo se corrige por arriba del hombro, se eleva el centro de masa de la herramienta, se deprime la articulación humero escapular y a fuerza de muñeca, se pone el complemento en posición vertical.

Al extender completamente el brazo, se adopta Shiko Dachi y se hace Kime, exhalando corta y explosivamente. Todos los movimientos deben lograrse con fluidez pero con posturas firmes y estables al momento de la tensión isométrica.

Ejercicio n° 2 Chi-Ishi 9 kg y 66 cm de altura

EJERCICIO Nº 3

Se eleva por delante el CHI-ISHI y al alcanzar la vertical se realiza el Kime en Shiko Dachi.

Se lleva hacia atrás de la espalda con la máxima amplitud articular y nuevamente hacia delante, para un nuevo momento de tensión isométrica.

Se deja caer hacia delante y abajo para reiniciar la secuencia.

Como vemos, esta serie de ejercicios de tren superior, buscan desarrollar la capacidad de la resistencia a la Fuerza y vincularla estrechamente al concepto de KIME.

Recordar que en todos los ejercicios las inhalaciones deben ser profundas, y las exhalaciones, cortas y explosivas al momento del Kime, es decir cuando el contrapeso se encuentra vertical a la altura de la cara.

Ejercicio n° 3 Chi-Ishi 9 kg y 66 cm de altura

EJERCICIO Nº 4

Se lleva el CHI-ISHI por delante cruzando el plano sagital hasta poder pasarlo por atrás, en un gesto al de peinarse al costado.

Hacer foco exhalando y luego volver el recorrido en sentido inverso hasta un nuevo foco.

Ejercicio n° 4 Chi-Ishi 9 kg y 66 cm de altura

Ejercicio N° 5

Con ambas manos, se lleva el CHI-ISHI hacia atrás y luego adelante haciendo foco.

Con la acción de “exprimir” se flexionan los brazos al pecho y luego se extienden y se giran hacia dentro en pronación forzada.

Ejercicio n° 5 Chi-Ishi 9 kg y 66 cm de altura

Ejercicio N° 6

A dos manos desde el extremo superior del CHI-ISHI se adopta Shiko Dachi al tiempo que se flexiona el tronco y se lleva la herramienta de Hojo Undo hacia atrás paralela al suelo.

Ejercicio n° 6 Chi-Ishi 9 kg y 66 cm de altura

Ejercicio N° 7

Pronadores y supinadores trabajan por igual. Al CHI-ISHI se le debe imprimir además una fuerte rotación axial.

Ejercicio n° 7 Chi-Ishi 9 kg y 66 cm de altura

Ejercicio N° 8

Con este ejercicio trabajamos el gesto del Kake Uke y Ura Kake Uke.

Ejercicio n° 8 Chi-Ishi 9 kg y 66 cm de altura

Este es el último ejercicio que nos enseñaba el cuadernillo que Osensei Rodriguez nos repartiera hace más de treinta años atrás.

No son los únicos que solemos trabajar. en nuestra cuenta de Instagram Jundokan Argentina, hemos subido un total de 13, pero el número se dispara con un poco de imaginación.

Estos, aquí mostrados, servirán de ejemplo disparador para todos aquellos que quieran investigar las posibilidades de esta fantástica herramienta de entrenamiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.