Las Nubes

por Laura Catalani

Por qué no decir que las nubes son mágicas, si nos hacen volar la imaginación hasta considerar la semejanza con nuestro vivir, con nuestro sentir.

Están allí en el cielo como invitándonos a descubrirlas, a admirarlas, a pensarlas de mil maneras, y en esa idea, descubrimos según nuestra naturaleza, nuestro coexistir, nuestras experiencias.

Pensamos si estamos en el lugar correcto o debemos alejarnos e irnos de los lugares donde sentimos que no encajamos o simplemente movernos, buscando donde descansar, disfrutar que nos consideren, donde nos observen para saber que
allí estamos.

Tal vez ellas se quedan inmóviles por momentos para que las percibamos y luego se van y vuelven, como insistiendo sobre su existencia, pincelando nuevos horizontes en el aire. Permanecen en movimiento, van cambiando su imagen, van asimilando
nuevas formas, se acoplan a otras, se separan y vuelven a crear, a dibujar una renovada realidad.

Isabella Zanardi, Colegio San Agustín, Pergamino, prov. Buenos Aires

Están aquellas nubes de alto nivel, que se expanden a lo grande buscando esparcir algo en la superficie y, como una especie de velo o tela extendida sobre el firmamento, nos dejan ver su halo alrededor del sol: su sabiduría; su composición con presencia de cristales que brillan y nos iluminan. Pero si ese velo es muy delgado, nos dejan sólo sombras que no alcanzan para adquirir la energía necesaria para convertirnos en piedras preciosas.

Se encuentran las nubes de nivel medio que al estar compuestas por gotas de agua pueden generar intensas lluvias, se conforman con capas de diversas densidades y con forma irregular y en la capa más delgada es posible distinguir al sol o a la luna según sea el caso. Como un ser con fortaleza y a veces con ciertos miedos pero con matices de solvencia y de esperanza.

Francesca Panarisi, Colegio San Agustín, Pergamino, prov. Buenos Aires

Están las nubes que generan lluvia o nieve. Son de alta densidad y de color gris y cubren el sol en forma parcial o total, generando poca visibilidad, una pared impenetrable como un bosque bajo tinieblas que oculta su grandeza y su belleza.

Otras de nivel bajo, tienen varias capas con diferentes niveles de densidad, que se agrupan y se alargan permitiendo ver el cielo en segmentos inconexos entre si. Cada sección es parte de un todo, pero el todo es más que la suma de las partes, y en esa totalidad se pueden mezclar distintas tonalidades y aspectos dispares como conductas que permiten generar un cambio, una transformación para bien ó para mal.

Sofía Panno, Colegio San Agustín, Pergamino, prov. Buenos Aires

Observarlas recostado sobre el césped, nos transportan a un mundo de fantasía y es maravilloso, como lo es también pensar en la comparación al azar de coincidencias con las diferentes gamas de personalidades y las actitudes que crea un individuo que nos mueve o nos detiene, que nos hace brillar o nos apaga, que nos hace crecer o nos paraliza.

Son mágicas? Sí que lo son. Cómo tan mágica es la naturaleza y la vida misma.

Cada persona puede trazar libremente su camino entre estas nubes, acompañar, enseñar, alentar y generar puentes de crecimiento, de oportunidades, de superación. Siempre que exista un día más, todo se puede hacer bajo la tranquilidad de nubes blancas como copos de algodón o a pesar de las nubes grises que amenazan con sus tormentas.

Un maestro tendrá diferentes capas, igual que las nubes que diviso en este claro amanecer, pero dependiendo del nivel de altura en que se encuentre, hará que su discípulo solo se le parezca o logre alcanzar aquel potencial único reservado para sí mismo, dependiendo del brillo de sus cristales, su transparencia, sus velos y la inmensidad de su espíritu.

Créditos
Laura Catalani es 2° Dan de AKKKA e instructor a cargo del Nankurunaisa Dojo en la Asociación Japonesa de La Plata.

Las ilustraciones fueron hechas por alumnos de la localidad de Pergamino, provincia de Buenos Aires. SHIN Virtual agradece a Adriana Catalani, hermana de Laura sensei y Maestra en el Colegio San Agustín.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.